Se gradúan los primeros 86 estudiantes de forma presencial

Sumándose a la nueva normalidad, la Corporación Educativa Indoamericana realizó, en un hangar y con todas las medidas de bioseguridad y distanciamiento, los grados presenciales de 4 de las 7 carreras técnicas que ofrece la institución.

Conservando todas las medidas de bioseguridad y los protocolos establecidos por el Gobierno Nacional, la Corporación Educativa Indoamericana, institución para el trabajo y el desarrollo enfocada en la aviación, es una de las primeras en realizar grados presenciales en medio de la pandemia.

En el acto, que se realizó el pasado domingo 25 de octubre en el hangar donde funcionan los talleres de práctica de la escuela de aviación, se graduaron un total de 86 jóvenes de carreras como despachadores de aeronaves, técnicos en líneas de avión y de helicóptero, agentes de turismo y aeroportuario.

Así, cada 90 minutos y en grupos entre 15 y 25 personas cada estudiante recibió su diploma, mientras los padres de familia, ubicados en un tercer piso del edificio observaban y acompañaban a sus hijos y familiares a través de un circuito cerrado de televisión.

Cabe anotar que antes de la pandemia la Corporación realizaba sus grados con un promedio de asistencia de 1.500 personas y para lograr esta presencialidad, la Institución inició una ardua labor desde hace tres meses con las entidades del Distrito para obtener los permisos correspondientes.

“Yo creo que la educación no se detiene y la aviación tampoco. Muestra de ello es lo que estamos haciendo: unos grados presenciales con dos acompañantes como invitados y nosotros poniendo todo de nuestra parte para darle esperanza a la gente y volvernos a encontrar de forma presencial”, dijo Joselyn Zárate, rector de la Institución.

Para Melisa Suarez, graduada como agente turística y aeroportuaria tener la oportunidad de recibir su cartón de forma presencial es un gran logro. “Así no podamos abrazarnos pudimos reencontrarnos con nuestros compañeros y profesores y eso me hace muy feliz”, señaló.

Mientras que para Bryan Urieta, recién graduado como técnico en línea de avión, compartir con su familia el logro de un sueño que comenzó hace un poco más de dos años fue lo más satisfactorio.

Deja una respuesta

Cerrar menú